lunes, 20 de junio de 2016

PROPIEDADES DE LOS ACEITES Y ESENCIAS

Aceites esenciales y sus propiedades curativas 

Qué es un aceite esencial.


Los Aceites Esenciales, son conocidos como la energía vital de la naturaleza, se presenta en estado líquido aunque son muy volátiles, también conocidos como aceites etéreos, naturales y aromáticos y están formados por una mezcla de varias sustancias químicas biosintetizadas de hierbas, especias, frutos, arbustos, flores, árboles, raíces, matas y semillas, al ser de origen vegetal presentan un aroma característico.

Se trata de productos químicos intensamente aromáticos, no grasos (por lo que no se enrancian), volátiles por naturaleza (se evaporan rápidamente) y livianos (poco densos). Son insolubles en agua, levemente solubles en vinagre y solubles en alcohol, grasas, ceras y aceites vegetales. Se oxidan por exposición al aire. Se han extraído más de 200 tipos, cada uno con su aroma propio y «virtudes curativas únicas». Proceden de plantas tan comunes como el perejil y tan exquisitas como el jazmín o la rosa. Para que den lo mejor de sí, deben proceder de ingredientes naturales brutos y quedar lo más puro posible.

Los componentes distintivos que poseen los aceites esenciales defienden a las plantas contra los insectos, las condiciones medioambientales y las enfermedades. También son vitales para que las plantas crezcan, vivan, se desarrollen y se adapten a su entorno. Los Aceites Esenciales se extraen de estas plantas aromáticas mediante un proceso de destilación. Están altamente concentrados y son mucho más potentes que las hierbas secas.


Dentro de esta terminología debemos distinguir varias distinciones:
1) El término esencias se aplica a sustancias sintéticas similares preparadas a partir del alquitrán de hulla y a las sustancias semisintéticas preparadas a partir de los aceites naturales esenciales.
2) El término "Aceites Esenciales" puros se utiliza para resaltar la diferencia entre los aceites naturales y los sintéticos.
c) El término "esencial" se refiere al hecho de que un aceite lleva la esencia de la planta de la que se ha tomado. 

Para qué sirven los aceites esenciales.

Los aceites esenciales se han utilizado durante miles de años en una variedad de aplicaciones, incluyendo en los jabones, perfumes, y otros cosméticos. Sin embargo, uno de los usos tradicionales más interesantes para los aceites esenciales es su uso en medicina.

Vamos a echar un vistazo a las propiedades curativas de los aceites esenciales. Uno de los usos más populares de los aceites esenciales es para el cuidado de la piel. La piel es el órgano más grande del cuerpo, y también el más expuesta. Por esta razón, la piel necesita un mantenimiento constante, ya que está expuesta a los elementos de una manera que ningún otro órgano lo está. Un ejemplo especialmente embarazoso es el acné. Hay muchos aceites que se han utilizado con éxito para tratar el acné, incluyendo el aceite de geranio, aceite de hierba de limón y aceite de árbol de té. Muchas veces estos, y otros aceites se pueden utilizar en una "receta", que está destinada para el tratamiento de la situación particular del acné del individuo.

 Los aceites esenciales son utilizados para mantener la piel sana en general. Por ejemplo, debido a sus propiedades anti-microbianas, los aceites de limón y naranja son usados para el tratamientos de la piel, ayudan a mejorar la microcirculación en la piel, dado que promueven una mayor absorción de oxígeno en el tejido de la piel. Este aumento de oxigeno origina una piel más sana, con una reducción de las arrugas. 



Los aceites esenciales son sustancias altamente concentradas, y nunca se pueden utilizar de la misma manera como los aceites de cocina más comunes. Por ejemplo, los aceites de clavo de olor y canela se dice que están super-cargados con antioxidantes. Los antioxidantes son muy importantes en el cuerpo, ya que se dice que pueden combatir los efectos negativos de los "radicales libres", que pueden causar graves daños en el cuerpo. Las investigaciones muestran que una dieta rica en antioxidantes puede ayudar a prevenir enfermedades como el cáncer y las enfermedades coronarias. Los aceites esenciales de canela y clavo de olor tienen el mismo poder antioxidante, en tan sólo dos gotas, hasta 10 naranjas, 2,5 kilos de remolacha, o 5 libras de zanahorias.
Por ejemplo, los aceites de eucalipto y el de té se utilizan para combatir la infección, los aceites de jazmín y menta se usan para tratar la picazón y el aceite de semilla de zanahoria se utiliza para tratar la psoriasis.

Muchos aceites se concentran tanto que primero deben diluirse antes de ser aplicados a la piel o utilizarse de otro modo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario